Los tiempos de la justicia

El hecho de que la justicia esté hoy atravesada por el espectáculo y la infinitud no significa que la única alternativa disponible sea la renuncia a la justicia. Quizás la crisis de la justicia permite hoy iluminar de un modo distinto la estructura temporal y lingüística con la que habilitamos cada presente en la lucha política.

El día de los simples

Y acaso también, en conexión con esa fuerza, quepa pensar la paz, a menudo traicionada por el entusiasmo imaginativo de sus defensores, como cumplimiento de una promesa abortada, como deposición y pago de una deuda, como desactivación de los mecanismos que aseguran la continuidad de una tradición de despojo y destrucción.