Delito político

La politización del delito político, una condición para la paz

on Domingo, 14 Diciembre 2014. Posted in Artículos, Nicolás Jiménez Iguarán, Delito político, Edición 47, Nacional, Proceso de paz

47 Nicolas

No hemos llegado ni al fin de la historia, ni al fin de las ideologías. Al contrario, este es el momento en el que debemos disputarnos nuestro derecho a la paz con todas su dificultades y nudos, en el entendido de que la historia aún puede tomar otro camino.

 
Nicolás Jiménez Iguarán
Fuente de la imagen: http://www.ipc.org.co/

El delincuente político es, en principio, un disidente, un rebelde

Carlos Gaviria Díaz

En 1997 el excomandante de las fuerzas militares, Harold Bedoya Pizarro, presentó una demanda de inconstitucionalidad contra el artículo 127 del Código Penal de 19801, el cual exoneraba a los rebeldes y sediciosos de pagar penas por los “hechos punibles cometidos en combate”, mientras estos no fueran actos de ferocidad, barbarie o terrorismo. La decisión de la Corte Constitucional (C-456 de 1997), al fallar a favor del demandante, alteró sustancialmente el elemento subjetivo del delito político, otrora garantía del estatus beligerante de la insurgencia. El exmagistrado Carlos Gaviria Díaz, en su salvamento de voto, advirtió que “una restricción de tal magnitud del concepto de delito político tendría graves consecuencias para cualquier proceso de paz con los alzados en armas”2. Y esto es precisamente lo que está pasando hoy en día3.

Ediciones anteriores

Ver más ediciones