Proceso de paz

Colombia: plebiscito por la paz, antagonismo traumático

on Miércoles, 12 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 91, Plebiscito, Nacional, Proceso de paz, Libardo Sarmiento Anzola

91 Libardo

Es importante impedir un acuerdo excluyente, entre las oligarquías que han conducido históricamente al desastre de país que tenemos. No es posible, en pleno siglo XXI, otro Frente Nacional para el beneficio de las clases dominantes en Colombia.

 
 
Libardo Sarmiento Anzola
Fuente de la imagen: http://jornalggn.com.br

La cotidianidad de las cuatro últimas generaciones de connacionales ha transcurrido en medio de un costoso, cruento y doloroso conflicto interno bélico.

Según el registro oficial de la Unidad para las Víctimas de la Presidencia de la República, los mártires de esta guerra civil suman ocho millones durante el período 1985-2015. Los datos institucionales referencian 260.000 asesinatos, 45.000 desaparecidos, 6,8 millones de desplazados por la violencia y el despojo de 4,2 millones de hectáreas a los pobladores pobres del campo. Además de los campesinos y pueblos indígenas y afros, la guerra afectó de manera directa a comunidades populares urbanas, defensores de derechos humanos, sindicalistas, líderes populares, ambientalistas, militantes de partidos de izquierda e intelectuales demócratas.

El camino al infierno está empedrado de buenas intenciones: ¿hacia otro fracaso del sí a la paz?

on Viernes, 07 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 91, Nacional, Edwin Cruz, Proceso de paz

91 Edwin

No hay que sentarse a esperar cómo construimos el consenso, mientras las élites de siempre se preocupan por construir su hegemonía. Esforcémonos por unir al pueblo y exigir que se cumpla lo pactado.

 
 
Edwin Cruz
Fuente de la imagen: http://www.las2orillas.co

Entrad por la puerta estrecha, porque la puerta y el camino que llevan a la perdición son anchos y espaciosos, y muchos entran por ellos; pero la puerta y el camino que llevan a la vida son angostos y difíciles, y pocos los encuentran. Cuidaos de los falsos profetas que pretenden hablar de parte de Dios. Vienen a vosotros disfrazados de ovejas, pero por dentro son lobos rapaces. Por sus frutos los conoceréis. ¿Acaso se recogen uvas de los espinos, o higos de los abrojos?

Mateo 7: 14-16.

Si dejáis perder estos momentos de efervescencia y calor, si dejáis escapar esta ocasión única y febril…

José Acevedo y Gómez, 20 de julio de 1810.

La marcha del silencio del 5 de octubre fue muy bella, pero el mensaje predominante que pretendió transmitir es contraproducente. Quienes apostamos por la paz no podemos dedicarnos a pedir que las élites políticas lleguen a un consenso. ¿Qué podría resultar de un consenso entre Santos y Uribe? Probablemente algo muy parecido a esos ocho años de guerra, sangre, mentira, explotación violenta de la naturaleza, falsos positivos y corrupción (Agro Ingreso Seguro, “chuzadas”, “Yidis-política”, etc.). Mientras nos reconfortamos pensando que vamos a alcanzar ese “consenso nacional” y que todos nos abrazaremos en el fervor por la paz, esas élites se reúnen a puerta cerrada para transar sus intereses particulares, repitiendo la farsa del Frente Nacional.

Perder una votación popular es cuestión de método

on Miércoles, 05 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 91, Plebiscito, Nacional, André-Noël Roth, Proceso de paz

91 Andre

En la medida en que la élite política no tiene la última palabra en la decisión, se debe orientar el proceso de decisión para que tenga las mayores posibilidades de éxito ante el decisor final: el pueblo en su diversidad. Lo que implica la necesaria búsqueda del más amplio consenso político y social. La práctica del voto popular permite también, por medio de la expresión de las consignas de voto, extender la responsabilidad de las decisiones y de sus consecuencias al conjunto de los actores políticos, y no solo al gobierno.

 
 
André-Noël Roth
Fuente de la imagen: http://www.maiolegal.com

¡Qué difícil es el ejercicio de la democracia cuando las prácticas autoritarias, elitistas y de confrontación están tan incorporadas en los hábitos culturales y políticos! Se llega así a descalificar el instrumento de la votación popular bajo el pretexto que favorece la expresión emotiva en vez de la expresión de una voluntad producto de la razón. Como si se pudiera separar las dos. ¿Qué sería de la razón sin la emoción y los sentimientos? Además, ¿cual sería la razón más razonada? La de los que gobiernan o la de los que han gobernado antes?, ¿o la de los que quieren gobernar en el futuro? ¿La de los periodistas? ¿La de los expertos en democracia o en la materia tratada? ¿La de los politólogos o juristas? ¿O la de mi abuela muy sabia? ¿Será entonces que los políticos y los expertos actúan dejando la emoción en su clóset? ¡Viejo mito positivista! ¿El ideal del humanismo sería entonces reducir el ser humano a un robot? Las emociones en política son un aspecto fundamental para tomar una decisión, para actuar, es lo que guía la acción humana. Si la paz no generara emociones de satisfacción nadie la buscaría. Los que pretenden ser poseedores de la razón racional, siempre dirán que realmente es muy estúpido e irresponsable dejar en manos del pueblo, y no en las suyas, las decisiones sobre su destino. El bárbaro siempre es el otro. Mientras no se me demuestre que las razones proferidas por las élites son inmunes a la equivocación, no hay razones para considerar la razón popular como necesariamente menos razonable. La crítica a la democracia, y a la igualdad, ha sido siempre el argumento elitista para justificar la reproducción de su dominación social y su control sobre el sistema político.

Y ahora… ¿qué?

on Miércoles, 05 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 91, Plebiscito, John Alexander Castro , Nacional, Proceso de paz

91 John

¿Cuál era el propósito de la oposición de la ultra derecha político-religiosa? La respuesta es sencilla, AUV y su bancada pretenden mantener un/su gobierno al interior del gobierno de Santos.

 
 
John Alexander Castro
Fuente de la imagen: http://www.las2orillas.co

El 2 de octubre se convocó a la ciudadanía electoral a votar la refrendación de los acuerdos entre el Gobierno Nacional y el Secretariado de las FARC. Ese día fue realizada una votación popular o plebiscito, que formuló la siguiente pregunta: "¿Apoya usted el acuerdo final para terminar el conflicto y construir una paz estable y duradera?". Y la respuesta era sencilla: SÍ / NO. De ese modo, la ciudadanía colombiana fue dividida entre el “SÍ” y el “NO”.

El plebiscito y la paz: una reflexión al margen

on Miércoles, 05 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 91, Plebiscito, Jaime Rafael Nieto, Nacional, Proceso de paz

91 Nieto

El ideal de una política sin Estado o, más radicalmente aún, de una sociedad sin Estado, es por ahora sólo eso: un ideal, puesto que en la práctica política el Estado sigue siendo el principal factor de poder, con tanto que incluso puede destruir o disolver cualquier proceso de transformación del mundo o de la sociedad, así tales procesos no se propongan la toma del poder.

 
 
Jaime Rafael Nieto
Fuente de la imagen: http://www.lafm.com.co

Lo ocurrido el domingo 2 de octubre en Colombia a raíz de los resultados de la consulta plebiscitaria del Acuerdo de Paz entre el Gobierno Nacional y las FARC, suscita sin duda múltiples reflexiones, análisis y por supuesto debates. Tras el desconcierto, la frustración y la tristeza producidos por el triunfo del “no”, los promotores del “sí” en el plebiscito son los más directamente convocados a realizar este tipo de ejercicios. Fueron ellos quienes con mayor ahínco y dedicación remarcaron la idea de futuro para el país una vez legitimados popularmente los Acuerdos. Esas reflexiones seguramente pasarán por un balance de lo ocurrido, de los errores en que se incurrió, las responsabilidades políticas y las posibilidades que se abren en el escenario (nuevo e impensable) del triunfo del “no” (una suerte de relectura del futuro). Aquí me interesa destacar una reflexión con el interés de contribuir al debate y la crítica.

La elección fue el odio

on Miércoles, 05 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 91, Plebiscito, Diego Mauricio Barragán, Nacional, Proceso de paz

91 Barragan

Los abuelos de quienes hoy ejercen la política en Colombia, a mediados del siglo XX, después de una guerra horrible que su nombre lo sintetiza “La Violencia”, dividieron los pueblos y los campos, crearon divisiones imaginarias en el espacio y en la vida, donde les decían a grupos sociales homogéneos, a quiénes deberían vivir aquí y a quiénes allá, a qué personas debían querer y a quiénes odiar; los valientes que pasaban estos límites muchas veces ponían en peligro su vida.

 
 
Diego Mauricio Barragán
Fuente de la imagen: http://blocjoanpi.blogspot.com

El resultado de las elecciones del plebiscito no solamente obedece a una coyuntura política, en el fondo sintetiza una constante en la historia colombiana: el odio. Las razones pueden cambiar por momentos, hechos o personajes, pero nuestra cotidianidad esta guiada y plagada de odio. La literatura colombiana lo ilustra bien. David Sánchez Juliao en 1977 escribió “el flecha”, la historia de “…un bacán de profesión y un boxeador de fracasos”, sostenía:

Ni victoria ni derrota. Esto es una crisis

on Miércoles, 05 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 91, Plebiscito, José Antequera Guzmán, Nacional, Proceso de paz

91 Antequera

Así que esta no es ni una victoria ni una derrota. Es una situación de crisis. No conozco ahora mismo las respuestas ni las salidas y también me cuesta pensarlas porque todos estamos elaborando el momento. Sin embargo, en una situación donde estamos ante todos los riesgos y todas las oportunidades, existe la virtud de que la vía militar, incluso para el ELN aún en armas, se ha ido clausurando al punto de impedir al propio uribismo defender cualquier cosa que no esté en el campo de las soluciones políticas.

 
 
José Antequera Guzmán
Fuente de la imagen: http://zizzogroup.com

Durante el tiempo en que nos dedicamos a hacer campaña por el SI me fui convenciendo de que quienes promovíamos esa opción estábamos asumiendo una responsabilidad muy grande. Ganando o perdiendo teníamos que responder, sobre todo, a muchas personas jóvenes con quienes nos estábamos embarcando en el oficio de creer.

Desbordar el sentido común: un movimiento popular para la paz

on Sábado, 01 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 90, Hernán Alejandro Cortés, Acuerdos de la Habana, Nacional, Organizaciones populares, Proceso de paz

90 Cortes

Creer que la paz se alcanzará a punta de reformas administrativas del Estado es una completa ingenuidad. Construir una paz estable y duradera tiene que ver más con agenciar las prácticas cotidianas con escenarios donde la lógica del diálogo, de la diferencia y de la reflexión estén en el primer orden.

 
 
Hernán Alejandro Cortés
Fuente de la imagen: http://m.eluniversal.com.co

[debemos] empezar otra vez por el principio y amar como nunca el país que merecemos para que nos merezca.

Gabriel García Márquez

La patria amada aunque distante

Las crisis no se resuelven fácilmente, éstas implican que hay que abandonar las certezas de un mundo anterior y cambiar el tablero de juego, de manera que esto nos lleve a la configuración de un nuevo sentido común. Sin duda, los Acuerdos de La Habana han traído cosas positivas al país, pero quizá el mejor de todos sus efectos es la reafirmación de una expectativa sobre lo nuevo, los Acuerdos han abierto un escenario en el que hay algo por-venir. Si bien los Acuerdos de La Habana no resuelven todos los problemas del país, es innegable que estos le han legado a los colombianos un horizonte en el que se juega una lógica diferente en el campo de lo político. El acuerdo de voluntades de La Habana nos ofrece una idea interesante: que la lógica de la política puede vencer la lógica de las armas. Los colombianos no podemos ser tan ingenuos para creer que después del 2 de octubre todo cambiará, sin embargo, es posible ver que en las calles, en los cafés y en la vida pública en general se empiezan a jugar una serie de discusiones importantes para la transformación de la agenda política.

Posiciones y riesgos para la paz en Colombia

on Sábado, 01 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 90, Plebiscito, Acuerdos de la Habana, Nacional, Camilo Salcedo , Proceso de paz

90 Salcedo

No es una cuestión secundaria para Colombia el plebiscito del próximo 2 de octubre. La heterogeneidad de posiciones, ambigüedades y contradicciones en relación al discurso de quienes defienden votar por la paz se expresarían en nuevos escenarios. Mientras tanto, la extrema derecha busca cómo incentivar la guerra y romper la nueva forma como se busca tramitar los conflictos que hay y que vendrán.

 
 
Camilo Salcedo
Fuente de la imagen: http://www.las2orillas.co

Tres generaciones de colombianos y colombianas hemos vivido la guerra. Nuestros abuelos que desde el asesinato de Gaitán en 1948 vivieron una guerra civil no declarada en los años cincuenta y el nacimiento de las guerrillas en los sesenta. Muchos de ellos se desplazaron del campo a las ciudades, mientras otros se quedaron en el campo y abrieron trochas en medio de las selvas. Nuestros padres, que inmersos en la guerra, continuaron en las ciudades o en el campo, vivieron en su juventud el intento de Reforma Agraria de los setenta, el paro cívico nacional de 1977, y el genocidio de partidos y movimientos políticos en los años ochenta. Mientras tanto, una tercera generación, tiene recuerdos de infancia y adolescencia marcada por la violencia de finales de los años ochenta, las masacres paramilitares de los noventa, el asesinato de Jaime Garzón en 1999, la zona de distención, el secuestro y el fortalecimiento de las Fuerzas Militares en la primera década del siglo XXI.

La academia del posacuerdo, ¿ciencia política sin campesinos?

on Sábado, 01 Octubre 2016. Posted in Artículos, Edición 90, Académicos, Plebiscito, Campesinos, Posconflicto, Nacional, Andrea Marcela Cely, Proceso de paz

90 Cely

El domingo se votará por la aprobación de un Acuerdo que concentra gran parte de su implementación en el sector rural. Y sólo durante un evento, que claramente no representa todo el campo académico, fue posible imaginar lo difícil que será garantizar una relación estrecha entre la academia y la implementación de los acuerdos.

 
 
Andrea Marcela Cely
Fuente de la imagen: http://hemisferiozero.com

Durante los días 21, 22 y 23 de septiembre se llevó a cabo el IV Congreso Nacional de Ciencia Política en la Universidad Javeriana. Allí nos encontramos egresados de esta carrera, docentes, estudiantes activos y algunas personas que se interesaron en esta disciplina para sus estudios de posgrado. En general, se vivió un ambiente académico y de intercambio de saberes alrededor de la democracia y la construcción de paz, pero muy poco sobre procesos constituyentes, como se tituló esta versión del Congreso. Este evento se realizó en un momento de quiebre histórico para el país, y seguramente la intención de sus organizadores estuvo concentrada en esta necesidad. Sin embargo, la amplitud de temas e intereses de los ponentes sobrepasó tal objetivo.

<<  1 2 3 [45 6 7 8  >>  

Ediciones anteriores

Ver más ediciones