La reforma del código laboral sin debate en Francia.

La primera gran reforma emprendida por el gobierno Macron es la nueva modificación a profundidad del Código Laboral, mediante un cuestionable procedimiento de ordenanzas, que pretende dar mayor poder al Ejecutivo contornando el poder legislativo. Esta reforma deja insatisfechos a la mayoría de los actores sindicales mientras genera un profundo escepticismo entre la población francesa.

Vivir en democracia después de los atentados

Todos los trabajos muestran hasta qué punto el enigma de la violencia más radical, de la crueldad más extrema, está ligado al hecho de que esas prácticas entrecrucen una serie de dimensiones internas e interrogan el corazón de una sociedad. Es lo que sucede en Colombia, México, Congo, en sociedades del Medio oriente; Y una vez más, ¿Europa, se mantendrá a distancia de tal cuestionamiento?

¿Por qué está ganando la extrema derecha en Europa?

La idea central en el espacio europeo frente a los flujos de bienes, de hombres y de capital entre las fronteras internacionales, que se ha ido construyendo durante todo el siglo XX, es que lo que debe fluir libremente son los bienes y no los hombres. Esto quiere decir, entre otras cosas, flujo libre de bienes de consumo a bajo precio gracias a sus condiciones baratas de producción debido a los derechos débiles y a los salarios mínimos de los trabajadores en otros países.

Estado de emergencia en Francia: dudas y cuestionamientos

Aún queda por ver cómo evolucionará la definición del estado de emergencia en los próximos meses. Pero, a nivel de los procedimientos, la revisión misma de la Constitución durante un periodo de estado de emergencia, no deja de resultar inquietante. Máxime, en un contexto de resurgimiento de un discurso marcial y de una persistente emoción sobre la insidiosa amenaza terrorista.

¿Buenas razones para quemar juzgados?

Antes de que la próxima reforma a la justicia rellene a pueblos como Caloto o Miranda de juzgados, si es que lo hace, habría que preguntarles a los ciudadanos qué tipo de justicia demandan, qué jueces se consideran legítimos en el territorio, bajo qué formas jurídicas se sienten amparados. Habría que entender que el lenguaje de la justicia debe corresponderse con el lenguaje del pueblo

¿Cuál mundo común después de los atentados de París y de Túnez?

En este contexto marcado por el terrorismo y a pesar de la fractura social de la sociedad francesa y de la polarización de la sociedad tunecina, la cuestión que debe seguirse planteando es la siguiente: ¿cuáles son las condiciones de posibilidad de un mundo común que permita el vivir-juntos? ¿Cómo hacer posible el diálogo, el encuentro con el Otro y la circulación de la palabra entre las diferentes facciones de la sociedad y entre los países?

Caso Charlie Hebdo: lo que revelan algunas reacciones de “izquierda”

Uno puede tener la sensación de que en ciertas ocasiones a algunos “intelectuales” de izquierda les conviene agitar el espantapájaros del occidentalismo para minimizar la importancia de ciertos valores, dependiendo del contexto. Es decir que al atribuir un origen, geográfico o teórico, a un valor, se legitima su instrumentalización en función de su propio propósito, en vez de tener que defenderlo en cualquier circunstancia. La misma instrumentalización que se reprocha, con razón, a Occidente y a sus gobernantes hipócritas.

La decadencia de la política y el fortalecimiento de las fuerzas reaccionarias en Francia

Esta coyuntura ha sido muy bien aprovechada por el partido de extrema derecha para ajustar su discurso y pavimentar su camino hacia el poder, asumiendo un rol de fuerza antagónica a todos los aspectos de la globalización. Este proceso también es el resultado de años y años de condicionamiento ideológico, que afirma que no existe alternativa al sistema neoliberal, así que de la inconsistencia y la ceguera de las élites nacionales, tanto políticas como económicas, académicas y mediáticas.